miércoles, 10 de febrero de 2016

Devastador de mundos

Los devastadores de mundos fueron superarmas imperiales que sustituyeron a los Leviatanes, naves gigantescas, de hasta 5 kilómetros de longitud, que se usaban para asentarse en nuevos mundos, ya que eran fábricas gigantescas totalmente automáticas y podían fabricar cazas TIE, y miles de cazas TIE/d. El problema que tenían los leviatanes era que gran parte de su espacio debía ser dedicado a el transporte de diversas lanzaderas y naves pesadas para recoger los materiales de tierra. Los devastadores de mundos eliminaron ese inconveniente y lo convirtieron en su más poderosa arma: les acoplaron potentísimos rayos tractores capaz de arrancar pedazos de los mismos planetas y engullirlos y sacarles toda la materia prima posible, convirtiendo, literalmente, el planeta en naves estelares.
Incluso si se puede dudar si los Devastadores eran más o mneos peligrosos que la Estrella de la Muerte, fueron, sin duda, más eficientes, ya que la estrella de la muerte sólo podía destruir meramente el planeta, cuando el devastador de mundos podía absorber sus recursos y destinarlos a beneficio del Imperio. La táctica más básica de un devastador era aterrizar en un planeta, y destrozarlo en pedazos y engullirlos, protegido por una cortina de naves estelares droides TIE/d.
La absorción del planeta y sus recursos sería destinada a suministrar energía a este monstruoso behemoth, y a construir naves y corbetas, que saldrían a la batalla directamente desde la cadena de montaje. Las fábricas interiores podían crear cualquier cosa desde el tamaño de un speeder hasta el de un crucero de batalla de tamaño medio.
Destructor espacial capturado por los rebeldes y una fragata
rebelde son engullidos por un Devastador.
Cada Devastador estaba controlado por un cerebro droide, es decir, la tripulación de abordo estaba solo testimonialmente, para verificar el buen funcionamiento de la base. Además, es cerebro droide estaba programado específicamente para crear el tipo de nave o vehículo necesario en cada ocasión, teniendo interminables planos de cruceros de todas las épocas recopilados por el Imperio, teniendo así mucho margen de opción en cualquier situación de combate.
Adicionalemente, la misma fábrica podía centrarse en ampliarse a sí misma, recombinando los elementos en sus hornos moleculares, capaces de crear cualquier sustancia. Incluso con los suficientes recursos y tiempo, los Devastadores podían crear más Devastadores.
Los escudos que rodeaban la nave eran extremadamente potentes, de forma que ni el turboláser más potente podía atravesarlo. Incluso el choque de una nave con un devastador de mundos causaba la desintegración contra el escudo de la nave percutora. No obstante, los modelos más pequeños de devastadores tenían los generadores de escudo en la capa externa, así que éstos eran vulnerables a ataques aéreos. Otro punto débil era sus "patas", que los mantenían estables sobre el objetivo. Si dos eran inutilizadas, el devastador caería inevitablemente.
Los Devastadores estaban fuertemente armados con sus Rayos tractores primarios, su arma principal y lo que más energía gastaba, y múltiples cañones iónicos, turboláseres pesados, torretas de torpedos protónicos, y lanzamisiles. Para obtener toda la energía que estos gigantes necesitaban para moverse, usaba como principal fuente de energía mini-agujeros negros.
Los devastadores de mundos fueron un gran golpe a la Nueva república, ya que aterrizaron y aniquilaron centenares de planetas. La batalla más importante donde los devastadores de mundos entraron en juego fue en la destrucción del planeta Mon calamari. No obstante, los devastadores fueron saboteador y
colisionaron unos con otros, causando su destrucción.

sábado, 6 de febrero de 2016

TIE/d o TIE droide

TIE/d
Una oleada de TIE/d salen de un devastador de mundos

El TIE droide es una excepción notable en el Imperio. El Imperio galáctico basaba su poder en naves grandes, pesadas, muy potentes, que guarecían naves mucho más pequeñas y rápidas, sin blindaje y de poca autonomía, los altamente letales cazas TIE. El TIE droide fue una variante de TIE que en vez de tener un piloto de carne y hueso, tomaba el ejemplo dado por la CSI en la guerra de los clones, y lo reemplazaba por un cerebro droide de la empresa galáctica, el ACE-6, con la intención de evitar el sacrificio de los pilotos.

La nave TIE/d automática tomaba de la serie TIE los motores iónicos gemelos característicos de dicha serie, al igual que sus cañones láser gemelos, pero reemplazaba lospaneles laterales solares por unos paneles rectangulares ajustables, mucho más blindados.
Aunque fuera más pesada, la nave era capaz de alcanzar incluso velocidades superiores a los interceptores TIE. En resumidas cuentas, eran rápidos, pequeños y muy baratos. Un TIE/d costaba 170.000 créditos únicamente.
La nave caza fue desarrollada por el general Arndall Lott, uno de los muchos líderes de la reminiscencia Imperial después de la batalla de Endor. Tuvo como referencia la "flota katana" de la antigua república. Gracias a toda la información recogida por los científicos imperiales, la nave pudo ser equipada con un cerebro altamente sofisticado. La versión final del TIE/d debutó contra la nueva república. Eran creados en los "devastadores de Mundos", fábricas gigantescas a las que dedicaré otro artículo próximamente.

domingo, 7 de abril de 2013

Droide asesino (CSI)





El droide de batalla asesino era una variación del droide de batalla B1, fabricado por Blindajes Baktoid, con 1,91 metros de altura, usados por la Federación de Comercio y la C.S.I. durante la Guerra de los Clones. Sus estabilizadores giroscópicos y su detalladísima programación de fijación de objetivos los hacían unos francotiradores excelentes, letales contra la infantería en combate a gran distancia gracias a sus fusiles de precisión E-5s, aunque contaban con más equipamiento, como una pistola blaster, detonadores térmicos y una droide de reconocimiento Mark IV.
Generalmente no tuvieron un rasgo exterior distintivo a los B-1, pero en ciertas batallas se les pintó camuflaje.


Los droides asesinos se usaron en diferentes batallas, como la de Geonosis, en la que se apostaron en diferentes partes de "La Espina de Geonosis", desde donde causaron muchas bajas. Asimismo, fueron usados en la batalla de Muunlist, contra los comandos clones. También fueron usados en la batalla de Tirahnn, y otros frentes de batalla de toda la guerra. Fueron desconectados por Darth Vader, pero el Geonosiano Gizor Dellso los reactivó y los usó en La batalla de Mustafar.

domingo, 3 de febrero de 2013

Ultra Droide de Batalla B3




El desconocido ultra droide de batalla B3 (que no aparece en ninguna película) fue un droide creado unos 5 meses después de la batalla de Geonosis, por blindaje Baktoid. Se basó en en el modelo B2  principalmente, pero era mucho más fuerte, pesado y alto. Medía cuatro metros de altura, con visión infrarroja, y tenía un poderoso armamento, compuesto por un lanzallamas, dos pequeños cañones láser de gran cadencia de disparo retráctiles, misiles y un cañón de plasma.


Este droide, comparado con el resto de los demás droides de la serie B, era, con gran diferencia el mejor tipo, y el más mortal. Desafortunadamente para la CSI, los droides tuvieron problemas técnicos, y nunca se utilizaron en masa. Además, blindajes Baktoid nunca pensó en diseñarlos para una producción en masa, y eran carísimos.
En su corto número, se utilizaron en sustitución a los temidos Droidekas, ya que a pesar de su precio eran más baratos. De todas formas, los droidekas eran más poderosos en los campos de batalla y se utilizaron con mayor frecuencia.


Ultra Droide B3 enfrentándose a un jedi


La característica más destacable de los B3 era que tenían un proyector de densidad, capaz de duplicar el peso del droide (que ya era bastante) 20 veces. Esta función era utilizada para anclarse al suelo, y de esta forma, no moverse.

Los jedi Mace Windu y Saesse Tiin se tuvieron que enfrentar a este temido droide en la batalla de Iktotch, y como no podían derrotarlo con sus poderes, decidieron utilizar la inteligencia, y los dos jedi trabajaron juntos para aplastarlo contra un droide hailfire.


Los B3 también se usaron durante los asedios al borde exterior, donde sirvieron como expropiadores de terrenos para los comandantes separatistas.
Después de las Guerras Clon, montones de estos droides fueron usados en los campos de entrenamiento Imperiales, en el planeta Carida.
Ultra droide de batalla en acción

lunes, 24 de diciembre de 2012

El Invisible hand


El Invisible hand


El Invisible Hand era una nave capital de un km y 88 m de largo, 374 m de alto y 198 de ancho, armado con cañones láser, cañones de iones y protectores de rayos tractores. En suma, una nave poderosa, ya que contaba con el cargo de nave Insignia del general Grievous. Originalmente, la nave fue construida como nave para servir al Virrey Nute Gunray. Pero cuando se nombró a Grievous General Supremo del Ejército Separatista, se le dió el control de la nave a él, a cambio de poder escoger la tripulación completa de la nave. Dentro de la misma se encontraría Lushros Dofine, capitán y Nemoidiano muy influyente.

La nave se remodeló, cambiando gran parte de su bahía del reactor de popa como una espaciosa bahía de hangar, para albergar naves-caza, tales como los droides buitre, y para albergar naves de desembarque.
Lushros Dofine, capitán de la nave
Propulsada por cuatro motores iónicos radiales Nubian Creveld-4, y un hiperpropulsor clase 1.0, era un enemigo difícil de abatir. Entre su cargamento se encontraban 120 Droides Buitres, 120 tri-cazas, 160 MTTs; 280 vehículos (AATs, droides Hailfire, droides araña OG-9 y droides cangrejo), 350 tripulantes, 125.000 droides de batalla, y 50.000 toneladas de carga adicionales y alimentos y energía suficientes como para 4 años sin aterrizar en ningún planeta. El armamento del crucero, ya mencionado, era muy potente, pero muy lento como para apuntale a los cazas, tarea que dejaba en manos de sus propios cazas.

La nave entera estaba valorada en 125.000.000 créditos.

El puente de mando, situado en la proa de la nave, permitía al capitán y su tripulación (compuesta mayoritariamente por Nemoidianos) tener una amplia visión del espacio. La tripulación estaba complementada por droides piloto de la Federación de Comercio.
Con el desarrollo de las Guerras Clon, la diplomacia escapó a muchas batallas, y los nuevos territorios de la CSI se tomaron por la fuerza. Encabezando la flota Separatista, el Invisible Hand consiguió una terrible reputación entre sus enemigos tras espacir el miedo en distantes regiones del borde exterior. Con la caída del sistema Duro, la CSI situó su flota en la puerta de Corellia, y con su caída, el General Grievous podría llegar al Núcleo. La República reforzó con la mayoría de sus fuerzas este estrecho pasillo, pero no se trataba de más que un engaño para dejar desprotegida Coruscant, la capital de la República, a gran distancia del campo de batalla. Darth Sidious dió a los separatistas rutas de viaje secretas de la República a través del núcleo profundo para emerger de forma totalmente inesperada en la "desprotegida" Coruscant. Después de raptar a el canciller Palpatine, los jedi Obi-Wan Kenobi y Anakin Skywalker llegaron al Invisible Hand, con intención de rescatarlo.
El hangar del Invisible hand

Batalla de Coruscant, escenario del rapto del Canciller Palpatine
Al llegar en sus cazas, después de sortear los droides zumbadores y los droides buitre, Anakin destruyó el escudo de contención, con lo que el hangar estuvo expuesto al vacío, y se metieron antes de que se cerraran los escudos pesados. Una vez dentro, y con la ayuda de R2-D2, pasaron varios contingentes de droides, los turboascensores, y finalmente, llegaron a la torre de observación, donde se encontraron al canciller, y al Conde Dooku. Allí murió éste, y se dió el primer paso para convertir a Anakin al lado Oscuro. Pero mientras tanto, el destructor espacial no pudo salir de la órbita de Coruscant por culpa de los constantes ataques por parte de los naves republicanas.
El Invisible hand sucumbe ante el Guarlara
En ese instante, el destructor estelar clase-Venator Guarlara se acercó a mucho al Invisible Hand, hasta que éste fue herido mortalmente, precipitándose en la órbita del planeta. Pero las órdenes del capitán Dofine y el General Grievous consiguieron nivelar la nave.
Las cápsulas de escape siendo lanzadas
Después, los jedi y el canciller fueron atrapado con escudos de rayos y llevados al puente de mando. Pero estos consiguieron librarse de sus captores, y Grievous escapó a través del transpiacero del puente, luego huyendo en una cápsula de escape, habiendo lanzado todas las demás para no dejar forma de escapar.


 
Con los daños sufridos y sin tripulación, el Invisible hand cayó hacia Coruscant. Anakin, Obi-Wan y R2 consiguieron reducir la velocidad de caída del crucero, pero se partió por la mitad. En su descenso, los bomberos de Coruscant intentaron apagar los fuegos de la nave. Gracias a la habilidad de pilotaje de Skywalker, lo que quedó del Invisible hand aterrizó en Coruscant con sus ocupantes intactos, aunque destruyendo prácticamente una pista de aterrizaje.

viernes, 26 de octubre de 2012

Darth Sidious - Palpatine







Darth Sidious -para el pueblo el respetable senador Palpatine de Naboo- era un Lord Sith. Fue el discípulo de Darth Plagueis, un Lord Sith, de raza Muun, conocido públicamente como el plutócrata Hego Damask. Darth Sidious se convirtió en un poderosísimo Lord Sith, pero ansiaba tanto el poder que terminó matando a su propio maestro, que utilizó como títere en sus últimos días. Fue Sidious quien, mediante un arduo plan, ideado por los sith hace milenios, conocido como El Gran Plan, el que consiguió una mala opinión pública, y exterminizó a La Orden Jedi. Llevó cuiadadosamente a cabo el plan, primero aprovechando un conflicto pequeño en 44 ABY entre la Federación de Comercio y los piratas, que aprovechó. El pirata Laco Stark comenzó a robarle Bacta a la Federación, y a venderlo más barato en otros lugares, consiguiendo una ganancia bastante mayor para sí mismo, lo que enfadó a la Federación de Comercio, un poderoso bloque de votantes en el Senado.

El Canciller Valorum trató de resolver la disputa de una forma pacífica, en una asamblea en Troiken, pero se declaró una querra debido a que Stark intentó raptar a los parlamentarios.
Entonces, el Senador militarista Ranulph Tarkin, intervino en nombre de la república, movilizando a sus fuerzas personales del ejército de la república y la armada. Desgraciadamente, el senador murió en la batalla, y su flota fue despedazada y destrozada. Pero el conflicto se apago cuando el mismo pirata Stark, que lo había empezado todo, decidió pasarse al lado de la república, a cambio de una indemnización. Pero el daño ya se había hecho: la Federación de Comercio empezó a exigir una mayor libertad en la creación de ejércitos de droides, para la defensa de sus cruceros, y los senadores militaristas (que obtaban por dotar a la república de un ejército) había ya ganado un mártir.
Tarkin fue declarado Héroe de Troiken por el Canciller Supremo Valorum, ganando los votos de los militaristas, pero en el senado había cada vez más demanda de control en el territorio, y los militaristas quería la puesta en marcha de una Armada de la República.
Este conflicto fue una gran victoria en los sith, que habían logrado quebrar en un sólo año la estabilidad en la república, que había durado muchas décadas.
En menos de diez años, Sidious consiguió provocar otro conflicto uasando trucos mentales con los Yinchorri, recién admitidos en la República, incitándolos a realizar una guerra que concluyó con múltiples victorias para el plan de los Sith, entre ellas, la muerte de 7 jedi, uno de los cuales era miembro del Consejo Jedi. Este conflicto hizo a Valorum perder una gran cantidad de votos, siendo minada su carrera como canciller.

Posteriormente, Sidious se dedicó a llevar una doble personalidad: como Palpatine, aconsejó a Valorum poner altos impuestos a las rutas del borde exterior, enfadando sobremanera a la Federación de Comercio, ahora militarizada con ejércitos droides.
Como Darth Sidious, hizo un trato con los más altos miembros de la Federación, y posteriormente les ordenó realizar un bloqueo e invasión pacíficos a Naboo como protesta, que se convirtió en una invasión armada.


Dados los horribles y desafortunados sucesos, el entonces canciller, Finis Valorum, fue echado del cargo por incompetente, a lo que Lord Sidious, bajo la mascarada de Palpatine, ascendió al poder.


Poco antes de la elección de Sidious como Canciller, Plagueis avanzó el Plan un paso más adelante en lo que sería su contribución final. Como Hego Damask, asistió a una reunión de la alta sociedad, y habló con el Maestro Jedi Sifo-Dyas, y consiguió convencerlo de que fuera a Kamino a ordenar un ejército de clones, que pagó con todos los tesoros que los Sith habían acumulado a lo largo de su antiguo Imperio.

Transcurrió una década antes de que la guerra estallase, pero los Sith no habían estado inactivos. El caído Maestro Jedi Dooku, ahora en secreto aprendiz de Darth Sidious y nombrado Darth Tyranus, se había colocado como el líder del movimiento separatista, y había incitado a los demás miembros del concilio a empezar una guerra, que decía que sería "un paseo militar", por que los jedi no serían suficientes para parar su invasión, a lo que los demás miembros terminaron aceptando.

Obi-Wan Kenobi terminaría encontrando el ejército secreto en Kamino, pero ya no pudo frenar su expansión. La guerra comenzó en el 22 ABY, según los malvados planes de Sidious, dominada por ambos lados por la Orden Sith. Las Guerras Clon se proclamaron en un punto muerto durante casi tres años, lo que cuasó un gran número de beneficios para Sidious: cosiguió una gran cantidad de poderes adicionales, que llegaban hasta el punto de que él era el jefe supremo del ejército de la república, y que sus órdenes eran muy superiores a las de los jedi. Además promulgó la Enmienda Reflejo, que le permitía nombrar Generales-Gobernadores regionales que sólo respndían a sus órdenes, evitando el Senado y la Burocracia.
Una de sus últimas órdenes fueron la orden de emergencia para imprevistos que incluía 149 órdenes de emergencia que todo clon sabía ejecutar y sabía de memoria, y perdida entre ellas estaba la Orden 66, que sólo podía ser dada o cancelada por el Canciller Supremo en persona, y constituía en la eliminación de todos los oficiales Jedi en caso de que "se encontrasen actuando en contra de la República" y la transferencia inmediata de la autoridad militar a la oficina del Canciller.
La oportunidad de Sidious llegó después de haber revelado su verdadera identidad como Lord Sith a Anakin, el Elegido, que se lo contó a Mace Windu, quien con un grupo de maestros Jedi intento arrestar a Palpatine, quien mató a todos, y después de que Anakin entrara en la sala y le cortara el brazo a Windu, que estaba a punto de matar a Sidious, lo tiró por la ventana de la oficina. Después de eso, Sidious ordenó ejecutar la orden 66, y nombró a Anakin su discípulo, con el nombre de Darth Vader, y le ordenó ir con un ejército de clones a matar a todos los futuros jedi.

Después de lo realizado, envió a Ankin a matar a los altos líderes Separatistas, ya innecesarios, ya que él era el único líder de la república, y delante de todo el Senado, disolvió la república y se declaró inmediatamente Emperador del Imperio Galáctico, ycreó una gran cantidad de gobernadores o Moffs, uno para cada parte del Imperio.

Asimismo, en cuanto el Imperio surgió, surgió la rebelión, que estaba constituido por antiguos senadores y personas que no estabn de acuerdo con el Imperio.
Después de haberse proclamado Emperador, Yoda intentó detener a Sidious haciéndole frente en la cámara del senado, pero desafortunadamente, fue derrotado, exiliándose a Dagobah.

El Emperador terminó siendo derrotado por su propio discípulo, Darth Vader,
que habiendo recordado que era el padre de Luke y sensibilizándose de repente, lo cogió mientras echaba rayos de la fuerza, que descontroló y con los que terminó dándose a sí mismo, que electrocutaron a Vader también, al estar en contacto con él, (por lo que posteriormente murió) y tiró a Sidious por un profundo generador de la Estrella, encontrando su fatal fin.









lunes, 10 de septiembre de 2012

Magnaguardia IG-100. La élite de los guardaespaldas Separatistas

El Magnaguardia es un droide dotado de una inteligencia artificial mayor a la del droide B1 convencional y una mayor resistencia física que el B2, lo que le hace un droide extremadamente caro y raro de ver en los frentes. El magnaguardia se utilizaba como guardaespaldas de los altos miembros  militares del Concilio Separatista, como el General Grievous y el Conde Dooku.
Los Magnaguardias fueron hechos después de la demanda de Grievous por unos droides más inteligentes, y poderosos (en suma, mejores) debido al rechazo que mostró el Conde Dooku por la propuesta de Grievous de contratar a la guardia de élite de Kaleesh para la seguridad personal del general.
El equipamiento de un Magnaguardia consiste en una capa; muy parecida a la que los hombres de Grievous llevaban cuando éste era el Señor de la Guerra en Kaleesh; y la mayoría de ellos electrovaras, hechas de phrik, un mineral muy resistente a los sables de luz. Además del equipamiento dicho, algunos eran adiestrados para el combate a distancia, con armas ligeras y pesadas, cuerpo a cuerpo, como las ya citadas electrovaras o cualquier otra arma, e incluso pilotar cazas, hasta llegar a igualar a cualquier ser viviente, incluso los jedi.
Las cualidades físicas del droide eran destacables: además de ser más fuerte y resistente que cualquier tipo de droide normal tenía un tercer fotorreceptor, al contrario que el resto de los droides bípedos Separatistas, en mitad del pecho, que le permitía seguir combatiendo aun después de haber perdido la cabeza, aunque con menor efectividad.
Además de sus impresionantes cualidades físicas eran capaces de enzarzar conversaciones sencillas, aunque hablaban en muy pocas ocasiones.
La primera vez que se probaron en combate fue en la Batalla de Parein 4, y resultaron ser unos fenómenos en el campo de batalla. Uno de ellos mató al Jedi Sannen atravesándolo con su electrovara, y se comprobó que eran igual de efectivos contra las tropas de la república que contra los jedis.

Los Magnaguardias se le presentaron al General Grievous,  como él había pedido. Sin embargo, acabó con todos, ya que los magnaguardias, en su ignorancia, lo trataron como un droide más, cosa que ofendió sobremanera al general.


A partir de ese incidente,  el general aceptó los Magnaguardias como guardia personal, pero les borró todas las técnicas de combate originales con las que habían sido programados, para entrenarlos el mismo como aprendices, y no le permitió a nadie arreglar los desperfectos que recibían, ya que el pensaba que la suciedad y las abolladuras que tenían los hacían más intimidantes frente al enemigo.




Puede que los Magnaguardias de Griveous fueran los únicos "seres" a los que Griveous mostrara algo de afecto o cariño en su estancia en la C.S.I.